Excite

Cómo descubrirse adicto al trabajo

Aunque en un principio podría verse como algo positivo para la empresa, a la larga ser adictos al trabajo perjudica más que beneficia. En España alrededor de un 10 por ciento de la población activa termina sufriendo adicción al trabajo, una adicción que como cualquier otra es una patología y como tal debe someterse a tratamiento.

A veces es difícil darse cuenta cuando una persona es adicta al trabajo. A continuación ofrecemos algunas pistas para descubrir cuando alguien se está convirtiendo o se ha convertido en adicto al trabajo.

En primer lugar como es obvio los adictos al trabajo trabajan más horas de lo normal y en la mayoría de los casos lo hacen por voluntad propia sin que jefes ni superiores se lo pidan. Es común para ellos llevarse trabajo a casa e incluso después de las muchas horas que se pasan en la oficina, cuando se ausentan de ella, se siente con remordimientos.

Aunque el perfil de los adictos al trabajo varia según los casos, se podría decir que de manera general los adictos al trabajo se encuentran entre los 35 y 45 años y son profesionales generalmente con una gran ambición y que desarrollan ya algunas importantes responsabilidades para la empresa.

A pesar de las muchas horas que un adicto al trabajo se pasa en la oficina, no por ello rinde más, al contrario, suelen rendir menos. Presentan una personalidad muy variable con bruscos cambios de humor.

Por último un adicto al trabajo pretende asumir tantos retos, desafíos y responsabilidades que finalmente no consigue abarcar ni la mitad de los mismos, lo que perjudica su trabajo, sus resultados y los de la empresa.

Imagen: RLHyde en flickr.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017